done Tu dirección ha sido guardada
close
error_outline Email inválido
close
Prueba gratis

Blog Mailify: Mailing a tu medida

Consejos para el envío de tu newsletter, actualidades de nuestro producto y todo sobre email marketing.

Guía definitiva para crear la newsletter más asquerosa

Guía definitiva para crear la newsletter más asquerosa

Únete a centenares de expertos del email marketing. Apúntate a la newsletter de Mailify:

Guía definitiva para crear la newsletter más asquerosa: 11 consejos 100% efectivos

 

Hay una lista de cosas que no se deben hacer en marketing, para ser más específicos en una estrategia de email marketing . Es por ello que aprovechamos Halloween, fecha en la que hablar de cosas realmente asquerosas está permitido, para lanzar esta pequeña guía, para que crees y envíes la peor newsletter de tu vida, la  más fallida, terrible e ineficaz posible. Un verdadero tutorial para aquellos que aman fracasar en el email marketing y complacerse con la nada absoluta. Lo prometemos, no nos referimos a nadie en específico, ¿o si?

La reconocida newsletter full imagen

Peor truco nº 1: crear una newsletter compuesta por una sola imagen (claro, es mucho más fácil) Clic para tuitear

good job

Estamos de acuerdo, no es la primera vez que hablamos del tema y tampoco somos los únicos en haber escrito un artículo sobre esto.

Sin embargo…es el cáncer del emailing

¿Cuántas veces nos va a tocar repetir que los servicios de mensajería como Gmail, Yahoo, Hotmail, etc…todavía  no permiten visualizar las imágenes por defecto?

Y no es como que este error es sólo hecho por las pymes, los freelance o las empresas sin servicio web, ¡NO! ¡Todo el mundo continúa haciéndolo! Y las grandes empresas a veces más que las otras.

No olvides que si tu newsletter está compuesta únicamente por imágenes, corres el riesgo de no sólo terminar como spam por el peso del mensaje, sino también de no poder ser visto correctamente en ciertas plataformas de mensajería.

Por otro lado, la newsletter compuesta de una sola imagen va a tener una visualización desastrosa en el móvil.  Una imagen no se puede “auto-adaptar” ni “auto-ajustar” a cualquier tamaño de pantalla por si sola.

Es decir, si creas tus newsletters en Photoshop o InDesign porque sientes más libertad al crearlas (en términos artísticos), ¡olvídalo!

Es aconsejable que utilices un  builder que va a adaptar tus contenidos al soporte de lectura que utilices. Usando el Emailbuilder vas a poder  convertir tus textos en verdaderos textos codificados en HTML, vas a hacerte bonitos botones de call to action,etc.

Además, no tienes excusas. Con las diferentes herramientas de emailing que existen hoy en día y los builder propuestos, hacer un newsletter en HTML se ha convertido en una tarea muy fácil.

Imágenes de fondo, columnas, botones para compartir, integración de GIFs., superposición de texto… ¡No puedes decir que te sientes limitado!

Es por tu bien lo que te decimos. Si quieres que tus campañas logren llegar al buzón de entrada, es hora de dejar de utilizar el full-imagen en tus mensajes.

El famoso asunto poco interesante

Peor truco nº 2: Ser lo más impreciso posible para mantener el misterio Clic para tuitear

objet newsletter

 

Esto también lo amamos. El asunto de email al que a todo el mundo le importa muy poco.

Claro, el éxito de un asunto no es una ciencia exacta. Algunos funcionan mejor que otros por razones que todavía no sabemos en concreto o por detalles menores.

Por eso, nada mejor que un test split A/B para encontrar el asunto que mejor funciona si tienes alguna duda.

Pero no es esto sobre lo que queremos profundizar. Acá hablamos de asuntos en los que los lectores no tienen el más mínimo interés.  Y tú sabes que generar interés es un aspecto esencial…INTERÉS en un asunto!

Acá te doy una lista de los asuntos de email que a nadie realmente le interesan:

  • “Newsletter nº 543”: Mmmh, ¿otra vez? Es como si pasaras delante de un restaurante y en el menú dijera “En este lugar hacemos comida. Tenemos entradas, platos fuertes y postres.”. ¡WOW!
  • “Descubre nuestras novedades”: No, en este momento tengo otras que hacer, estoy apurado. Tengo, además, 2443 emails que me esperan y el de arriba al tuyo me interesa mucho más.
  • “Rápido, qué esperas, abre este email”: rápido, rápido, yo te envío a la papelera porque soy un poco rebelde y no me gusta cuando un email me da órdenes.

A grosso-modo, todo asunto impreciso, que no promete nada y no utiliza un poco de tono de burla  tiene pocas posibilidades de ser abierto. Por favor, trata de generar interés en los lectores…

 

La triunfal newsletter salida de ninguna parte

Peor truco nº3: Un máximo de contactos, un máximo de alcance. ¡Envíala a todo el mundo! Clic para tuitear

newsletter opt out

 

Está la queremos de verdad…Ya sabes, es aquella newsletter que empiezas a recibir de la nada de un remitente desconocido.

Entonces, debemos entender: en el B2B, es normal recibir emails de prospección por parte de una empresa. Y, a veces, después de uno o dos reenvíos sin respuesta de tu parte, te dejan tranquilo.

Pero en esta ocasión estamos hablando de una newsletter que,tranquilamente, va a comenzar a llegar a tu bandeja de entrada de manera regular.

Y sin que te hayan preguntado sobre ella. ¡Sino no es tan chistoso!

Entonces, para recordar (porque aparentemente se debe recordar), está prohibido (es decir que no se tiene derecho), suscribir automáticamente contactos a tu newsletter. ¡Y menos particulares!

En el B2C, la regla es simple: si el contacto no te conoce, ¡no le envías nada! Punto.

Puedes recibir quejas y terminar  en una lista negra rápidamente.

 

El insuperable diseño del caos

Peor truco nº4: no pierdas el tiempo en el diseño. Lo que cuenta es el mensaje. Clic para tuitear

design newsletter

 

Está bien, la estética es subjetiva…¡OK!

Pero tenemos que ser honestos. Cuando algo está feo, debemos decirlo.

Cuando parece que hubiera sido hecho por un niño, también hay que decirlo.

Para el diseño, no es simplemente una cuestión de gusto. También es una cuestión de sentido común.

  • Comic Sans MS : es un NO.
  • Escribir en amarillo en un fondo rojo: negación rotunda.
  • Escribir en verde en fondo azul: por favor no.
  • Las imágenes deformes y estiradas: impensable.
  • Tener más de 3  fuentes de escritura: ¡NO!
  • Utilizar imágenes de mala calidad y pixeladas: ¡para por favor!
  • Poner diferentes colores por todos lados: ¡STOP!
  • Olvidar los botones de Call to action : ¡me voy a poner de mal humor en este instante!

Un buen diseño no es específicamente “lindo”. Un buen diseño se traduce en una newsletter que se adapta para una lectura fácil y rápida. La experiencia de usuario debe primar sobre todas las cosas.

Para ayudarte (porque si somos simpáticos), puedes utilizar Adobe Color, aquí podrás  encontrar colores del momento que van bien juntos.

 

La legendaria dirección “no-reply”

Peor truco nº5: utilizar una dirección de no-reply para evitar un gran número de respuesta. Clic para tuitear

no reply newsletter

 

Este tema es como la newsletter full-imagen. Nos decimos: ya hemos hablado tanto que creemos que la gente ya lo ha entendido.

Pero luego abrimos nuestro buzón de mensajes y como cada mañana oh sorpresa: otra vez un no-reply. Ya hacía mucho tiempo…

Ya sabes, aquel famoso email enviado por “no-reply@sociedad.com”, en el cual está escrito: “esto es un mensaje automático, por favor no responder”.

No, pero ¿qué son este tipo de acciones? ¿En serio?

¿La base del emailing no es justamente crear un intercambio?

Spoiler: ¡SII!

Y ninguna excusa de tipo: sí, pero es un email automático entonces es normal incluir una dirección de no respuesta. ¡Pues NO!

Sea cual sea el email que envíes, aseguráte de utilizar una dirección con respuesta funcional, de leer las respuestas y responder a las preguntas.

Y, así parezca muy evidente, no le digas a tu destinatario que no te responda. Eso no se hace, ¡así de simple!

Lo peor de esta historia, es que la mayoría de las veces son las grandes empresas las que llevan a cabo este error. ¡Y muy frecuentemente!

Sea lo que sea, debes responder a tus destinatarios, lo merecen.

 

El histórico link de darse baja perdido

Peor truco nº 6: no pongas un enlace de baja para no perder inscritos Clic para tuitear

lien désabonnement newsletter

 

Entonces acá llegamos a un punto de me-importa-muy-poco-ismo exagerado.

Cuando toca realizar búsquedas arqueológicas para encontrar el botón para darse de baja de una newsletter, hay un gran problema.

No solo este botón no debe estar escondido, sino que debe estar PRESENTE.

Y en este momento, esto no es un error tolerable. Es una infracción a la ley, así de simple.

Para resumir:

  • No escondas tu enlace de baja en los trasfondos de tu footer, escrito en Times 6 en un color gris claro sobre fondo blanco. Debes ser honesto. Si alguna persona quiere darse de baja de tu lista, déjalo ir, vas a ganar pase lo que pase.
  • No te niegues a poner este enlace de cancelación. Es obligatorio y no es negociable, punto. Y para aquellos que hacen como si lo olvidara, ¡nadie les cree!

El inmortal pré-header olvidado

Peor truco nº 7: ubica la página espejo arriba de tu email, ¡no falla! Clic para tuitear

pre header newsletter

 

Un error que seguimos viendo por todas partes. Pero trataremos de ser un poco más comprensivos.

Muchas veces pensamos que la copia-web (página espejo) debe aparecer de primero, en lo más alto de la newsletter. ¿Por qué? Porque todo el mundo lo hace.

En realidad, es el preheader el que debe estar en la parte superior de la newsletter.

Pero sé que algunos deben estar preguntándose: ¿qué es el preheader?

Es muy simple: se trata de la primera frase de tu email, que se va a ubicar en la parte superior, antes de cualquier otro elemento.

Es muy útil para la versión responsive de tu newsletter o para Gmail porque es una frase que se ubica bajo el asunto en el buzón de entrada de tus destinatarios, incluso antes de que lo abran.

Se puede considerar como un segundo asunto. ¿Ya lo entienden mejor?

Entonces si, la copia-web se ubica tradicionalmente en lo alto del email porque es allí donde lo buscamos automáticamente, pero antes de esto, no olvides de incluir el preheader que puede hacer aumentar tus tasas de apertura.

 

Los errores de ortografía de jardín

Peor truco nº8: no hay necesidad de leer varias veces nuestro email antes de enviarlo porque no tenemos tiempo. Clic para tuitear

 

Pues si de todas maneras todo el mundo sabe que la ortografía en el 2018 no interesa a nadie. Actualmente, es muy “cool” escribir en SMS y recortar las palabras para ganar tiempo.

Está bien. Está bien para enviar mensajes estilo SMS a tus amigos o a tu familia, ¿por qué no?

Pero para el email amrketing, aunque les sorprenda, esto es muy serio.

Si no te tomas ni siquiera el tiempo de volver a leer, no te tomes el tiempo entonces para hacer una campaña.

Las tildes que desaparecen, las conjugaciones inexistentes, las palabras faltantes…todo puede pasar.

Y sí, cualquiera puede cometer errores, le pasa a todo el mundo.

Pero si no lees varias veces tu newsletter antes de enviarla o no la haces leer por tus colegas, no tienes excusa. ¡Re-lee!

La asombrosa newsletter enviada en 5 minutos

Peor truco nº9: no te tomes mucho tiempo, hazlo rápido para rentabilizar. Clic para tuitear

Es una conclusión muy decepcionante, pero muchas empresas, sobre todo pymes, consideran que la newsletter es un elemento insignificante dentro de su estrategia de marketing. Entonces, ¿para qué hacer una?

El envío de newsletters debe ser el resultado de una gran reflexión estratégica. No es un juego de marketing, ni una opción que podemos optar por omitir.

¿Quieres enviar emails? Entonces asume tus decisiones.

Una newsletter debe trabajarse, y esto toma TIEMPO contrario a lo que mucha gente puede llegar a pensar.

Pero, según parece, para algunas personas es suficiente poner 2 o 3 imágenes y un poco de texto para enviar un email a un millón de contactos.

Lamentablemente, no funciona así.

No solo pagas por obtener muy bajos resultados, pero ante tus destinatarios pasas como amateur. Porque si, se nota cuando una newsletter está hecha deprisa.

Entonces, o haces un esfuerzo por crear newsletters dignas, o paras de pensar que eres un marketero. Si estás decidido en rentabilizar tus emails, tómate el tiempo adecuado.

El ilustre email de 12 kilómetros

Peor truco nº 10: pon un máximo de información en tu email para decir todo de un solo golpe Clic para tuitear

newsletter longueur

 

 

 

 

 

 

 

 

Esto parece obvio, ¿no? Entre más información enviemos, más podemos difundir, mensajes, promociones, etc.

Evidentemente…

Tal parece que para algunos es muy difícil ponerse en la posición de sus lectores.

Piensa un poco. Si debemos hacer scroll para encontrar información interesante o algún botón call to action, es que hay un problema.

Mucha información mata a la información.

Para de ahogar a tu destinatario con kilómetros de texto e imágenes. Pensamos sobre todo a las marcas de moda que creen que están en su página web y agregan todas las fotos y precios de sus colecciones en…¡UN EMAIL!

Una newsletter debe estar enfocada en un solo tema. Se pueden incluir secciones al lado derecho o izquierdo para dar contenido, pero es importante saber cuando parar.

Hazlo simple, ve directo al grano, y ¡para de querer agregar todo tu sitio web en un email!

 

El increíble envío masivo a todo el mundo

Peor truco nº11: envía tus correos a toda tu base de datos para lograr un gran alcance Clic para tuitear

envoi email masse

 

Para finalizar nuestra guía, hablemos de segmentación y personalización.

Lo mejor para el final.

La crème de la crème de la estrategia de emailing del wannabe marketero.

Miramos el calendario y de acuerdo a las últimas novedades, estamos en el 2018. Sin embargo parece que no todos estamos en las mismas fechas.

Que sea un secreto, pero hay unos cuantos que siguen en otras épocas del emailing. Los viejos, los dinosaurios de la COM, los tradicionalistas.

Visiblemente, para este grupo, la segmentación y la personalización de los emails es un truco “moderno”. Es mejor enviar a todos y listo.

Newsletter, emails comerciales, ofertas…no importa el tema. Una sola base de datos, ¡es suficiente!

De todas maneras es más fácil y más rápido así. Y más si no hace daño, reenviamos, compramos una base de datos y listo.

¿Excelente estrategia, no?

Bueno, ya es suficiente de bromas. Sinceramente, no hay nada peor que enviar mensajes a todo el mundo sin pensar.

Si eres un seguidor del envío de newsletter en todo sentido, pierdes tu tiempo, tu dinero, arruinas tu reputación, y puedes llegar a desacreditar la profesión. Hoy en día, la palabra clave del emailing es la personalización.

Esto significa dos cosas: enviar en el momento correcto y a la persona correcta. ¿Cómo funciona?

Primera cosa a hacer: una recolección propia y cualificada. Debes tener las coordenadas de tus contactos y su aprobación para enviarles mensajes.

Para esto, debes utilizar formularios de suscripción y preguntar los datos que necesitas para segmentar tus bases de datos de manera correcta.

Este trabajo de recolección y de segmentación te va a permitir perfeccionar a tu audiencia y focalizar con más precisión los envíos.

Esta es la palabra clave: focalizar.

Un contenido adaptado al destinatario es más pertinente y eficiente.

No envíes una newsletter para promover una nueva colección de faldas a toda tu base de datos. Envíala únicamente a las mujeres.

En fin, la focalización debe combinarse con un enfoque de personalización.

Agrega a tus asuntos y contenidos el nombre, apellido, ciudad, dirección y hasta el monto del último pedido de tu cliente para volver tu mensaje mucho más personal.

Y adivina, esto se ha convertido en una norma. Hoy en día, personalizar un email es muy normal. Es hasta evidente.

Entonces haz un esfuerzo. Califica tus bases, envía mensajes precisos y acércate a tus destinatarios.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Sin comentarios

Deja un comentario

Prueba gratis
clear

Desactivar todas las cookies

Audiencia

Los servicios de medición de audiencia permiten generar estadísticas de frecuentación útiles para la mejora del sitio.

Seguimiento de comportamientos

Suprimido

Autorizado

Afiliación

Suprimido

Autorizado