Blog Mailify: Mailing a tu medida

Consejos para el envío de tu newsletter, actualidades de nuestro producto y todo sobre email marketing.

Acortadores de URL y Email Marketing

Acortadores de URL y Email Marketing

Únete a centenares de expertos del email marketing. Apúntate a la newsletter de Mailify:

Cada vez que ponemos una URL en un correo estamos compartiendo la reputación de todos los que utilizan las URL con ese mismo hostname. Así que, si otras personas envían emails no deseados con la misma URL, pueden provocar que nuestro correo acabe en la carpeta ‘spam’.

acortador URL e-mail marketing Sarbacan Software

Foto: Jeff Kapala

Esto tiene múltiples implicaciones. Por ejemplo, si se ejecuta un programa de afiliados donde éstos utilizan tu URL, el spam enviado por ellos puede hacer que tus emails (limpios, opt-in, transaccionales) sean tratados como spam, con las graves consecuencias que eso puede tener. Si envía una newsletter con URL de anunciantes, el mal comportamiento de otros remitentes con la misma publicidad puede hacer que el correo electrónico caiga en la carpeta de spam. Y, si los spammers utilizan el mismo acortador de URL mismo que tú, pueden hacer que tu correo sea marcado como spam.

¿Qué significa esto cuando se trata de usar los acortadores de URL (como bit.ly, tinyurl.com, etc) en el correo electrónico que envías? Eso depende de por qué los usas.

Las URL en la parte text/html de mi mensaje son grandes y feas

Realmente no es necesario hacer visible la URL en la parte HTML del mensaje. En lugar de usar ‘<a href=»url_larga_fea»> url_larga_fea</ a>’ o ‘<a href=»url_acortada»>url_acortada</ a>‘ utiliza ‘<a href=»url_larga_fea”>frase amigable</a>’.

Las URL en las partes de texto de mi mensaje son grandes y feas

La mejor solución es fijar tu aplicación web para que esas URL sean más amigables. Si no puedes hacer eso, entonces usar tu propio acortador URL es la mejor alternativa. Tu dominio es parte de tu marca; no quieras ocultarlo.

Quiero usar un acortador de URL pegadizo para mejorar mi marca

Esa es una buena razón. Pero si lo estás haciendo, probablemente estás pensando en utilizar tu propio dominio para el acortador. Eso evitaría muchos de los problemas de usar un acortador de URL genéricó.

Quiero ocultar la URL de destino a los receptores y los filtros de spam

Probablemente haces spam. Deja de hacerlo.

Quiero hacer el seguimiento de clics en el enlace, usando las estadísticas de bit.ly

Bit.ly tiene informes muy sencillos, pero son muy débiles comparados con el informe de clics más básico que ofrece un servicio como Sarbacán, que puede decirte cuántos clics se han hecho en un enlace, qué destinatarios clicaron y cuántos clics se hicieron para todos los links que haya en un email o una campaña de e-mailing.

Quiero que la gente tenga una URL corta para compartir en twitter

Casi todas las aplicaciones de Twitter van a abreviar las URL con un acortador automático. A menos que quieras usar el acortador URL de tu marca, utilizar otro solo ocultará tu marca.

Todos los chicos populares usan bit.ly y quiero ir a la moda

No puedemos ayudarte con esto. Tienes que decidir si los enlaces de bit.ly realmente parecen interesantes a tus destinatarios (spoiler: es probable que no) y, de ser así, si vale la pena correr el riesgo de la mala entregabilidad. Y recuerda que tu dominio es parte de tu marca.

Así que … puede ser necesario un acortador de URL. ¿Y ahora qué? Es barato y fácil registrar un dominio solo para usarlo como acortador de URL y, además, evitas la mayoría de los problemas. También puedes ejecutar un acortador de URL o puedes utilizar un proveedor externo. El uso de un proveedor externo significa que estarás compartiendo la misma dirección IP que otros acortadores de URL, pero la gente con la que la vas a compartir será probablemente como tu y estará utilizando un acortador de URL privado, así que el riesgo es mucho, mucho más pequeño que usar un acortador de URL público.

Estos son algunas soluciones bastante simples para un problema actual y que, seguro, va a empeorar en el futuro.

Post original en Word to the Wise.

 

Sin comentarios

Deja un comentario